img-detalle img-detalle

Datos curiosos y mitos que no sabías de los estadios de béisbol de la CDMX

Los estadios de béisbol de la Ciudad de México cuentan con historias como pocos inmuebles deportivos. Seguramente, has visitado alguno con la familia o los amigos para ver un partido. Pero es poco probable que conozcas todas las narrativas que hay detrás de estos estadios de béisbol. 

Parque Franco Inglés (1925-1928) 

En 1925, en los terrenos que convergen las calles Viaducto Piedad y avenida Cuauhtémoc, propiedad en ese entonces de Ernesto Carmona, nace el primer espacio dedicado al juego de béisbol. Este lugar marcó un hito en la historia, dejando atrás los tiempos donde se juagaba béisbol en lotes baldíos y jardines de la creciente ciudad.  

Un dato muy importante es que el primer juego de la temporada inaugural de la LMB (Liga Mexicana de Béisbol) se llevó a cabo el domingo 28 de junio de 1925, entre el México y el Nacional de Agraria, con victoria de 7-5 en 14 episodios para el México.  

Parque Delta (1928-1955) 

Se encuentra en el mismo espacio que su antecesor, sólo cambia de nombre y agrega pequeñas gradas para espectadores. En 1940, ya siendo casa de varios equipos de béisbol de la capital, sufre una mayor remodelación para incrementar el aforo y albergar más aficionados en sus tribunas.  

estadio Parque Delta
Fuente de la imagen: MXCity.

Como dato curioso, y a la vez trágico, el parque sufre un derrumbe en 1950 en una parte de sus gradas, causando la muerte de 2 jóvenes aficionados. En ese mismo año, únicamente se rehabilita el espacio para continuar con sus operaciones y seguir siendo testigo de una gran cantidad de juegos de la Liga Mexicana de Béisbol. 

Parque deportivo del Seguro Social (1955-2000) 

Ubicado en el mismo terreno de sus dos antecesores, pero con un trazado que le permitía tener las medidas reglamentarias y un aforo para 25 000 aficionados. Su primer juego fue el 14 de abril de 1955, entre Diablos Rojos del México y los Sultanes de Monterrey, resultando vencedores los Diablos 18-14. 

En este mismo año, se convierte en la sede de los Diablos Rojos del México y los Tigres Capitalinos, quienes además de debutar en la LMB se convirtieron en el primer equipo en obtener el campeonato en el nuevo estadio y ser bautizados como “El Equipo Que Nació Campeón”. Esto dio paso al inicio de la rivalidad de estos dos equipos de la capital, cuyo nombre fue el de “la Guerra Civil”. 

Un trágico evento 

En 1985, el Parque del Seguro Social se convierte en la morgue que diera alojamiento a los cuerpos de cientos de personas que perdieran la vida a consecuencia de los terremotos del 19 y 21 de septiembre de 1985. Cuentan las leyendas urbanas que, en este lugar donde ahora está la plaza comercial Parque Delta, se escuchan y se ven fenómenos paranormales. A su vez, existen mitos de que en un espacio que ahora está remodelado se ven apariciones de personas vestidas con uniformes antiguos de jugadores de béisbol. 

Estadio Béisbol Morgue
Fuente de la imagen: MXCity. 

En el año 2000, tras una serie de negociaciones fallidas y malas decisiones, el Parque del Seguro Social vio el inicio de su último juego de béisbol el 1 de junio de 2000 con una duración de 3 horas 46 minutos, más 55 de interrupción por lluvia; el juego terminó el 2 de junio en la madrugada. Con la ceremonia de lanzamiento de la última bola, el Parque del Seguro Social vio terminar su vida útil. 

Foro Sol (2000-2014) 

Tras el triste final del Parque del Seguro, se tuvo que recurrir a habilitar este centro de espectáculos. Su vida como estadio inicia el 2 de junio del 2000, con un aforo para aproximadamente 26 000 personas. Éste fue, sin duda, el estadio más polémico en la vida del béisbol en la capital, debido a que no fue adecuado para jugar béisbol. De esta manera, los Tigres capitalinos cambiaron su sede a Puebla en 2001. 

El Foro de la Magdalena Mixihuca vio su último juego como estadio de béisbol el 11 de septiembre de 2014, con el campeonato 16 para Diablos Rojos del México que, hasta la fecha, ha sido el último que han obtenido. 

Estadio Fray Nano (2015-2018) 

Este estadio de béisbol tuvo una remodelación y re-reconstrucción, cuyo costo fue de un total de cuarenta y cinco millones de pesos. Contó con un aforo de 5200 personas y fue la casa temporal de los Diablos Rojos durante 4 temporadas.  

En 2018, pasa a ser parte del patrimonio de la capital, ya que las labores de acondicionamiento realizadas por Diablos Rojos fueron donadas a la alcaldía de Iztacalco como agradecimiento por haberlos albergado durante 4 temporadas. 

Estadio Alfredo Harp Helú (2019 – a la fecha) 

Tras casi 10 años de espera para el aficionado capitalino, se logra la edificación del nuevo estadio que regresa a la ciudad deportiva. Fue inaugurado el 23 de marzo de 2019, con un juego de exhibición entre Padres de San Diego y Diablos Rojos del México, aunque el primer juego oficial de la Liga Mexicana de Béisbol que se celebró fue el inicial de la serie inaugural 2019, entre los Tigres de Quintana Roo y los Diablos Rojos del México, la llamada Guerra Civil. 

El estadio lleva como nombre el del dueño de los Diablos, quien prometió desde 2010 construir un inmueble digno del equipo más ganador en la LMB (16 campeonatos). Este lugar cuenta con superficie de pasto artificial, alumbrado de última generación, dos pantallas 4K en los jardines, entre otras amenidades, y con aforo para 50 576 aficionados. 

Con una inversión final de tres mil millones de pesos, es de los estadios más modernos del país. Con todo lo ocurrido por la COVID-19, el escenario promete ser uno de los estadios más emblemáticos de la historia de la Liga Mexicana de Béisbol y de la historia de los Diablos Rojos del México. 

Por José Antonio Martínez 

Temas Relacionados:

Deja un comentario